Skip to content
Hays - Recruiting experts worldwide
  1. Yo soy
    Yo soy
  2. Si ya tienes una cuenta registrada bien en Hays.es o en Hays-Response.es por favor, entra en tu cuenta utilizando los datos que utilizas actualmente.

¿Por qué los directores financieros hacen grandes directores generales?

El rol de director financiero se ha abierto a ilimitadas posibilidades estos últimos años. Ahora entendemos que los directores financieros deben ser líderes con los números y no únicamente proveerlos. En el clima económico actual la presión sobre los directores financieros a liderar ha aumentado y ya no es suficiente centrarse sólo en la rentabilidad y el flujo de caja. Los directores financieros aconsejan, inspiran y causan impacto no solamente en los números sino también en la completa manera de funcionar una empresa.

Actualizado 22 Feb 2014

Las relaciones entre los directores financieros y la Junta, sin duda, se han desarrollado debido a la crisis financiera, ya que ha habido una necesidad de mayor transparencia y diálogo entre ambos. Las organizaciones reconocen cada vez más la urgente necesidad de que la junta trabaje más estrechamente con el departamento de finanzas y por lo tanto buscan alianzas de negocios para dar al equipo de finanzas más visibilidad en toda la empresa. La asociación en el negocio permite a los profesionales financieros ser más proactivos con sus ideas, planes y estrategias, lo que le agrega un mayor valor.

El director financiero se convierte en un asesor fiable en todas las áreas de la empresa, trabajando con los departamentos clave para asegurar que los niveles óptimos de éxito sean alcanzados.

Se desdibuja aún más la línea entre el DF y DG. La relación cercana entre DF y DGs es crucial para el funcionamiento exitoso de un negocio, y para los DFs que se convierten en MD la cohesión con su sucesor, es probable que requiera aún un nivel mayor de lo normal de honestidad y claridad.

Estudio de casos
Karsten Fischer, Director General de PDD Group, ganador del premio asesoramiento para la innovación de productos y servicios hizo la transición de DF en 2008:

“Tengo una fuerte relación con el actual control financiero como resultado de mi experiencia y de la recesión a través de la cual he estado en sintonía con los asuntos financieros de la empresa de una manera que no podría haber sido sin mi paso como DF. El seguimiento de las finanzas de la empresa ahora es algo natural para mi y esto, junto con a la habilidad como DG para ver el panorama general, me posiciona en un excelente lugar para enfrentar los problemas de la empresa.”

También puede haber complicaciones: Ian Malcolm, Director General de Elring Klinger, la empresa fabricante, hizo la transición de DF hace ocho años:

“Pienso que a veces puede ser difícil para el DG construir una relación con su sucesor; la gente, por naturaleza, hace las cosas de diferente manera y puede ser duro en un primer momento dar un paso atrás y dejar que otro tome las riendas. Por lo general, también tienden a esperar una mayor calidad. Por el lado positivo, en el caso de que un DG haya sido un DF hay una comprensión innata por ambos lados de que existe una necesidad de un diálogo abierto. "

Paul Carpenter paso de DF a DG en Syncro Ltd, una empresa constructora  y centro de negocios de gestión nacional que es parte de  Co-operative Group. El cree que la relación puede ser exitosa siempre que exista un equilibrio:

“Los DGs que previamente han sido DFs deben asegurarse de dar al actual DF suficiente autonomía, al mismo tiempo que soporte, consejo y feedback.”

Un DF no necesariamente deseará convertirse en un director general (DG) pero para aquellos que si quieren, la oportunidad esta con frecuencia ahí para ser cogida. Los DFs tienen una sólida visión de lo que está pasando en toda la empresa y una relación de colaboración con el DG y otras funciones del negocio. Cuando la posición de DG está abierta tiene que ir a alguien con un cargo de confianza, a menudo es por esto qué el DF es un probable candidato. El DF tiene un fuerte manejo en el negocio y sobre los cambios a venir, pero no tiene la decisión final en sus manos.

Ian Malcolm dice:

“En última instancia, hice el movimiento porque como director financiero tenía una amplia visión de los aspectos no financieros pero no estaba dentro de mis competencias la determinación en última instancia de la toma de decisiones”, comenta Fischer.  Normalmente, el paso de director financiero a director general es una de las rutas más directa en la planificación de la sucesión. Muchas de las habilidades requeridas para ser un director general son una extensión de los que ponen en práctica como director de finanzas, hay que tomar lo que has aprendido y utilizarlo en un entorno de trabajo más amplio!”

Para Paul Carpenter, la decisión fue fácil de tomar.

"Fui Director Financiero en una empresa que tuvo durante seis meses un rendimiento bajo, pero restablecí el control financiero y llevé el cierre del negocio al equilibrio. Cuando surgió la oportunidad de ser Director Ejecutivo había una oportunidad para crear una dirección estratégica clara en un rol autónomo y que vuelva la rentabilidad del negocio, lo que se logró en algunos meses. Me quedé Director Ejecutivo por dos años más, hasta la venta del negocio. "

Los DFs que tienen el instinto y la ambición necesarios son candidatos con posibilidades fuertes para ser Directores Ejecutivos cuando sea el momento adecuado. Los DFs tienen fuertes habilidades analíticas y son expertos en la comprensión de sus puntos fuertes y débiles. Desde la recesión hay una necesidad más importante de profesionales de las finanzas que tienen a la vez habilidades grandes de técnica y de gestión. Los líderes fuertes pueden motivar al personal y por eso tener un impacto positivo en la retención del talento en la empresa. Durante casi una década hubo una necesidad de Directores Financieros llevando la combinación de estas habilidades, pero es sólo en los últimos años que hemos empezado a ver las especificaciones de posiciones y las funciones creadas con esto en mente.

Un Director Financiero que desea ser un Director Ejecutivo represente dinero; en una empresa más grande el sueldo de un Director Ejecutivo puede ser significativamente mayor que lo del Director Financiero. Sin embargo, los Director Financiero que buscan a convertirse Director Ejecutivo necesitarán más que un simple incentivo salarial para tener éxito; los profesionales deben tener el deseo de ampliar su base de competencias y deben estar seguros de que puedan aportar cosas nuevas al negocio. Si usted tiene una sólida experiencia en Finanzas y las habilidades de liderazgo encomiable, ¿por qué no mirar para utilizar y desarrollarlas más?

El libro de Jim Collins “Good to Great” consideró a las características claves de los dirigentes de los niveles más altos, lo cual se refirió como 'líderes de nivel 5”. Los directores de Finanzas del nivel 5 de habilidades de liderazgo son los más propensos a realizar con éxito la función de Director Ejecutivo. Entre las características de un líder de nivel 5 son: determinación y calma, inspirando un nivel alto, ambición para la empresa y no para el/ella mismo/a, firme voluntad de resolver resultados sostenible a largo plazo, asumiendo la responsabilidad de los fracasos y formar los sucesores para mayor éxito.

Los Directores Ejecutivos de éxito son líderes fuertes con una amplia experiencia en el apoyo y la gestión del cambio, apoyando el crecimiento de la organización y comprendiendo las áreas individuales de la empresa y como tienen un impacto en la balanza del negocio. Los Directores Financieros en la parte superior de sus funciones adquirirán un cierto nivel de esta experiencia y podrán traducir esa experiencia en un rol de Director Ejecutivo.

Karsten Fischer dice que su experiencia como Director Financiero ha demostrado ser beneficioso:

"Tener una sólida formación empresarial y la capacidad de entender las implicaciones financieras de las decisiones corporativas me dan una ventaja. Por ejemplo, años de exposición a las estructuras salariales, remuneraciones, inversiones de capital y la flexibilidad del negocio a realizar cambios en estos, significa que puedo utilizar ahora esos conocimientos y estar seguro y audaz en mis decisiones. "

Ian Malcolm concuerda:

"Un buen Director Financiero puede aportar algo diferente en la transición a Director Ejecutivo. Los Directores Financiero tienen por ventaja de tener una mente analítica y la capacidad de cuantificar y evaluar. El nivel de interacción entre el equipo de finanzas y el resto de la empresa es diferente a cualquier otra función, por tanto, un Director Financiero tendrá más experiencia y la comprensión de trabajar con otras partes del negocio, lo que le presta a ser un Director Ejecutivo.”

Este artículo apareció por primera vez en el “Finance Director” publicado por CCH, una empresa Wolters Kluwer.

|