Este sitio web usa cookies. Si continúas, estás dando tu consentimiento. Sin embargo, siempre puedes cambiar las preferencias de cookies en cualquier momento.

CÓMO MANTENER A TU EQUIPO MOTIVADO EN SITUACIONES DIFÍCILES
LO QUE NADIE TE ESTÁ CONTANDO

El hecho de que tu empresa se tope con amenazas, hará que tus empleados se sientan menos satisfechos y menos seguros, cuando por el contrario, es en este momento cuando necesitas que den lo mejor de ellos. Entonces ¿qué podemos hacer para mitigar estos problemas y mantener a tu equipo motivado?

1. Sácalos de Dudas

Tan pronto como se asome un cambio o un reto, asegúrate de comunicarlo de manera clara. Proporciona tanta información en persona como puedas y desarrolla una buena estrategia de comunicación. Este hecho es muy importante sobre todo si van a haber despidos, cortes en los sueldos o nuevas incorporaciones. Todos los cambios agitan las aguas, así que deberías animar a tu equipo a que te pregunten cualquier duda que les asalte, y por tu parte deberías estar preparado para responderlas todas.

Si mantienes a tus empleados en la incertidumbre, te arriesgas a que saquen sus propias conclusiones y crean lo que no es. Con mi experiencia, puedo asegurar que en estos momentos las personas se vuelven más negativas, la confianza disminuye y por lo tanto, la productividad también. Ser abierto y explicar las cosas evitará que tomes todos estos riesgos.

 

2. Sé Inclusivo

No es suficiente con ser transparente en cuanto a los cambios se refiere, también debes esforzarte por recibir el feedback de tus empleados. Concreta reuniones y pide a tus empleados que aporten nuevas ideas o soluciones- intenta crear un ambiente donde todo el mundo sienta que pueda hablar tranquilamente.
Mi compañero, Ivonne Smyth, explica con más detalle las ventajas del modelo de liderazgo inclusivo en un blog reciente. En él, explica que la mayor ventaja de este modelo es que los empleados se sienten más involucrados en la búsqueda de una solución. Si los trabajadores están involucrados, se sentirán útiles. Si se sienten útiles, se sentirán más seguros de sus capacidades y motivados para seguir dando el máximo.

 

3 No olvides Felicitar

Muchas veces, dar incentivos económicos a tu equipo no es posible, pero existen otras maneras de premiarlos sin que se vea afectado tu presupuesto. No cuesta nada felicitar, o tener algún comentario amable y para tu equipo ese gesto tendrá muchísimo valor. Demuéstrales que valoras su trabajo. Durante mi experiencia laboral, he visto a muchos buenos trabajadores sintiéndose menospreciados y desmotivados, no dejes que eso te suceda.

4. Mantén la Balanza

Cuando estamos pasando por una época difícil, todos tenemos que trabajar un poquito más duro. Cuando te sea posible, asegúrate de que tus empleados no estén trabajando demasiadas horas, o que no se quedan hasta muy tarde. 
Si ves que esto sucede, podrías compensarlos haciendo que entrarán más tarde al día siguiente, o que se vayan antes a casa. También podrías organizar comidas de equipo o incentivos para mantener al equipo fuerte.

 

5 Haz del desarrollo profesional una prioridad

Por ejemplo, mejorar la enseñanza en la empresa u ofrecer clases gratis online sobre aspectos relevantes, pueden ser interesantes para tus trabajadores. Motívalos para desarrollar sus habilidades o para asistir a eventos o seminarios. 

 

Siguiendo los pasos mencionados, calmarás los miedos, inseguridades y quejas de tu equipo, haciéndoles sentir importantes y motivados para seguir trabajando bien.